Expertos refutan los ‘tres ases en la manga’ de Beijing en la guerra comercial con EE. UU.

Por Olivia Li - La Gran Época

Recientemente, un académico chino que también es asesor del régimen chino, propuso que China tiene tres ases en la manga para ganar la guerra comercial entre Estados Unidos y China.

Jin Canrong, profesor y vicedecano de la escuela de relaciones internacionales de la Universidad Renmin de Beijing, explicó su teoría en un artículo escrito para Guancha, un medio de comunicación estatal chino. Este concepto comenzó a circular ampliamente entre los medios de comunicación chinos y la Internet china.

El ‘primer as’ es prohibir la exportación de tierras raras a Estados Unidos, ya que los minerales de tierras raras son componentes esenciales en la fabricación de muchos productos de alta tecnología como vehículos eléctricos, turbinas eólicas y teléfonos inteligentes.

El ‘segundo as’ es que China venda sus tenencias de 1,1 billones de dólares en bonos del tesoro de EE. UU.

El ‘tercer as’ que Jin considera la carta más poderosa, consiste en cerrar el mercado chino a las empresas estadounidenses. Muchas empresas de Estados Unidos que dependen más del mercado chino que de sus mercados nacionales sufrirían pérdidas de inmediato, predijo.

Sin embargo, Frank Tian Xie, profesor de negocios de la Universidad de Carolina del Sur-Aiken, dijo que ninguna de estos tres “ases en la manga” serviría para que China saque una ventaja en las negociaciones comerciales.

Xie escribió el 21 de mayo un comentario para Epoch Weekly, para hablar sobre por qué creía que estos ases en la manga no van a ser exitosos.

En primer lugar, hay proveedores alternativos de tierras raras a los que Estados Unidos podría recurrir.

“Brasil, Rusia, Estados Unidos y Japón tienen reservas de tierras raras. En Japón, se encuentran minerales de tierras raras en el fondo del océano que rodea la isla Minami-Tori-shima”, explicó Xie.

En abril pasado, Japón descubrió 16 millones de toneladas de depósitos de tierras raras fuera de la isla, que los científicos dijeron que proporcionarían cientos de años de minerales de tierras raras.

China domina la producción mundial de tierras raras como si fuera casi un monopolio.

Lo logró principalmente gracias a que las empresas chinas han bajado intencionalmente los precios de los metales de tierras raras forzando a sus competidores a la bancarrota y luego compraron las minas de estos competidores quebrados.

Xie explicó en su comentario que China no puede permitirse jugar el “as de la manga de las tierras raras” por sus propios intereses.

“Si China interrumpe el suministro de tierras raras a Estados Unidos, los precios de los elementos de tierras raras subirán. A su vez, Estados Unidos, Brasil e India reanudarán la industria minera de tierras raras. Cuando alcancen una capacidad de producción razonable, China perderá este mercado, y muy probablemente lo perderá para siempre”, escribió.

Además, hasta ahora la industria manufacturera china de alta tecnología no tiene suficiente capacidad para utilizar los minerales de tierras raras y, por lo tanto, depende de su exportación a otros países para mantener su industria minera de las tierras raras. Como resultado, este “as en la manga” se volverá en contra de China, concluyó Xie.

Con respecto al segundo “as en la manga” -la venta de bonos del tesoro de Estados Unidos-, las tenencias de China de 1,1 billones de dólares en valores del tesoro de Estados Unidos solo representan el 5 por ciento del total de los bonos del tesoro de Estados Unidos. Al ser la deuda pública más segura y de mayor liquidez, es muy solicitada por los inversores de todo el mundo. Otros comprarían fácilmente la deuda de Estados Unidos.

Vender los bonos del tesoro también perjudicaría los propios intereses del régimen chino, ya que el valor de los bonos del tesoro de Estados Unidos caería si China vendiera todas sus tenencias en un corto plazo de tiempo, dijo Xie.

El FMI (Fondo Monetario Internacional) intervendría entonces. “Esto se debe a que el propósito del establecimiento del FMI es promover la estabilidad financiera internacional y la cooperación monetaria. La propuesta de Beijing de una venta hostil constituiría una grave violación”, explicó Xie.

En cuanto al tercer as, cerrar el mercado chino a las empresas estadounidenses, Xie dijo que estaba completamente de acuerdo con el punto de vista de Jiang Yongchang, profesor de la Universidad Fudan de Shanghai, quien señaló en una entrevista con la Voz de América que esto solo traería lo contrario del efecto deseado por China: en realidad ayudaría al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a lograr sus objetivos. La administración Trump dejó en claro que espera que las empresas estadounidenses se trasladen a su país. Algunas compañías extranjeras ya han comenzado a trasladar la producción fuera de China regresando a sus países de origen para evitar los aranceles estadounidenses.

Ansiedad del régimen chino

El 16 de mayo, Qiushi, el principal diario de teoría política del Partido Comunista dirigido por la Escuela Central del Partido, publicó un artículo escrito por el líder chino Xi Jinping, en el que resumía un “discurso importante” que pronunció ante funcionarios provinciales en 2016.

Dijo que China carece de la innovación necesaria para un mayor desarrollo económico. La decisión de publicar el artículo en medio de las crecientes tensiones comerciales con Estados Unidos también sugiere las preocupaciones del régimen sobre el estado actual de la economía.

“Aunque China se convirtió en la segunda economía más grande del mundo, nuestra economía es grande pero no fuerte, lo que puede compararse con una persona que no es saludable”, escribió Xi en su artículo. “Esto se refleja principalmente en la falta de innovación. Este es el talón de Aquiles para el desarrollo económico de China”.

 

***

Descubre a continuación

El libro que está cambiando China liberando a los chinos del espectro comunista

 
ARTÍCULOS RECOMENDADOS