Empresas japonesas sacan su producción de China por la guerra comercial Sino-EE. UU.

Por Frank Fang - La Gran Época

Cuatro empresas japonesas –Asahi Kasei, Komatsu, Iris Ohyama y Mitsubishi Electric– están trasladando su producción fuera de China como consecuencia de la guerra comercial en curso entre Estados Unidos y China, según dos artículos recientes del medio de comunicación japonés Nikkei.

Asahi Kasei, una empresa química, mudó la producción de material plástico que se envía a los Estados Unidos desde China a una planta situada en Japón. La decisión de que la producción retorne a Japón se tomó después de que el plástico, que se utiliza en las autopartes, apareciera entre los productos que la administración de Trump informó que estarán sujetos a aranceles.

Komatsu, una compañía de equipos para la construcción, minería y militar, anunció que su producción de ciertas piezas para excavadoras hidráulicas, actualmente con sede en China, se trasladará a fábricas en Estados Unidos, Japón y México.

Iris Ohyama, fabricante de plástico de consumo, planea trasladar su producción de purificadores de aire, ventiladores eléctricos y otros electrodomésticos destinados al mercado estadounidense a una nueva planta en Corea del Sur, cuya conclusión está programada para el próximo año. La deslocalización de su producción es una medida de precaución, ya que esos productos aún no se encuentran afectados por los aranceles de Estados Unidos, informó la compañía.

Mitsubishi Electric, que fabrica equipos eléctricos, anunció que sus máquinas de descarga eléctrica y procesamiento láser con destino a Estados Unidos están en la lista de aranceles. Como resultado, estos productos, que originalmente se fabricaban en Dalian, una ciudad portuaria de la provincia de Liaoning, en el norte de China, se producirán en Nagoya, Japón. La planta de Dalian seguirá fabricando productos destinados al mercado chino.

El 23 de agosto, Estados Unidos y China se aplicaron mutuamente aranceles del 25 por ciento sobre productos por valor de 16.000 millones de dólares, lo que elevó a un valor total combinado de 100.000 millones de dólares en productos arancelados desde julio pasado.

Una tendencia

China y Estados Unidos son los dos mayores socios comerciales de Japón. Las empresas japonesas exportaron en conjunto un total de 300.000 millones de dólares en productos a China y Estados Unidos en 2017, según un artículo publicado el 24 de agosto por el diario Japan Times, citando datos del Consejo de Comercio Exterior de Japón.

En un informe mensual sobre la economía japonesa publicado el 29 de agosto, el gobierno rebajó su evaluación de las exportaciones y pasó de estar en fase de recuperación a la de un estancamiento, mencionando preocupaciones sobre el impacto de la guerra comercial entre China y Estados Unidos en la economía japonesa, según Reuters. Es la primera vez en tres años que retrocede la evaluación de las exportaciones.

Existe el riesgo de que las exportaciones de Japón sufran si continúan las fricciones comerciales entre Estados Unidos y China, afirmó un funcionario del gobierno japonés a los periodistas.

En cambio, algunas empresas japonesas se volcaron a Vietnam por negocios. Según el periódico financiero Vietnam Investment Review (VIR), una encuesta reciente de 4630 empresas japonesas realizada por la Organización de Comercio Exterior de Japón, una organización gubernamental, mostró que el 70 por ciento de las empresas japonesas tenían interés en expandir sus negocios en Vietnam, en comparación con el 48 por ciento de China.

También según VIR, 72 empresas japonesas visitaron el gobierno de Quang Ninh, buscando oportunidades de inversión y negocios la semana pasada. Quang Ninh es una provincia costera en el noreste de Vietnam.

“Las empresas japonesas quieren expandir sus mercados de inversión fuera de China para evitar los riesgos causados por la guerra comercial entre Estados Unidos y China y por los crecientes costos de producción de la nación, lo cual está dificultando que las empresas japonesas exporten sus productos a Estados Unidos desde China”, apuntó Nguyen Duc Tiep, representante de la Agencia de Promoción de Inversiones de Quang Ninh, una agencia gubernamental, en una entrevista con VIR.

***

 Mira a continuación

Los negocios son una guerra

 
ARTÍCULOS RECOMENDADOS