Quebec rechaza la propuesta de prohibir razas peligrosas de perros: “No hay apoyo científico”

MONTREAL- La legislación de Quebec sobre perros peligrosos no incluirá una polémica prohibición específica de una raza canina que habría prohibido a los perros tipo pitbull.

El ministro de Seguridad Pública, Martin Coiteux, declaró el miércoles que modificará el proyecto de ley 128 para eliminar referencias a tipos específicos de perros, explicando a los periodistas que no hay suficiente consenso científico para justificar la medida contra los perros tipo pitbull, rottweilers y cruces entre los dos.

“Si tuviera al menos algún apoyo de la comunidad científica, me sentiría mucho más cómodo para continuar con esa parte del proyecto de ley”, remarcó Coiteux. “Pero no teníamos absolutamente a nadie que dijera que esa era una manera práctica de manejar perros potencialmente peligrosos”.

El proyecto de ley fue presentado en 2017 luego de una serie de ataques de perros, incluida la muerte de una mujer de Montreal en su propio patio y un ataque contra una joven muchacha al sur de la ciudad.

Algunos municipios de Quebec, incluido Montreal, se movilizaron para adoptar su propia legislación local, aunque la ciudad más grande de la provincia desde entonces retrocedió en su plan.

El proyecto del gobierno de Montreal a principios de este año anuló una polémica prohibición de perros tipo pitbull presentada por el gobierno del ex alcalde Denis Coderre.

Montreal realizó consultas públicas y la próxima semana presentará un nuevo reglamento de control de animales que se basará en las mejores prácticas teniendo en cuenta el bienestar de los animales y la seguridad pública.

“Después de reunirnos con los expertos y numerosos actores, el gobierno llegó a la misma conclusión que nosotros de que apuntar a una raza específica no es aplicable”, afirmó el asesor Craig Sauve, que es el responsable del asunto en la ciudad.

Coiteux refirió que muchos funcionarios municipales que testificaron en las audiencias, y que serían responsables de hacer cumplir la ley provincial, comentaron que reglas específicas de una raza serían problemáticas desde el punto de vista de la identificación.

Señaló que la ciudad de Ottawa no aplica una prohibición provincial de pitbull en Ontario porque es difícil de implementarla.

“Queremos tener reglas que se aplicarán, que sean respetadas”, enfatizó Coiteux.

La sucursal de Montreal de la Sociedad para la Prevención de la Crueldad hacia los Animales (SPCA por sus siglas en inglés) describió que se alivió la legislación específica sobre la raza que ya no está en la agenda.

“Estamos contentos de que el gobierno este avanzando con la legislación provincial que abordará el problema de los perros peligrosos sin la parte problemática de apuntar a los perros debido a su raza o apariencia”, expresó Alanna Devine, directora de defensa de animales de la SPCA.

Coiteux detalló que el gobierno aún está comprometido a aprobar la gran mayoría de las medidas del proyecto de ley 128 antes del receso de verano y las elecciones provinciales del 1 de octubre.

Dijo que los tres principales partidos acordaron que es importante legislar y que lo que queda del proyecto de ley impondrá normas más estrictas a los criadores de perros y al control de los perros considerados agresivos o peligrosos.

“Queremos asegurarnos de que haya un nivel mínimo de reglas severas que se apliquen en todas partes”, recalcó Coiteux.

“No quiero dejar la situación como está ahora donde cada ciudad tiene derecho a tener una regla u otra”.

 
ARTÍCULOS RECOMENDADOS