Al borde de la muerte, una adolescente anoréxica de 25 kilos salva su vida gracias el culturismo

Por Michael Wing - La Gran Época

Nicola venció un destructivo trastorno alimentario que casi la mata. Encontró un nuevo interés: el fisicoculturismo. Su vida cambió completamente, pasó de ser una adolescente anoréxica a una campeona.

Nicola King, una joven de 24 años de edad de Andover, Hampshire, experimentó una transformación asombrosa después de una lucha de seis años con su cuerpo y problemas de salud que casi le quitan la vida.

A la vulnerable edad de 16 años, Nicola comenzó a ser más consciente de su imagen corporal. A pesar de que ya estaba delgada, tenía un apetito bastante saludable y por eso se obsesionó con el control de su ingesta de calorías. Esto llevó a su destructivo descenso a la anorexia.

Hacía ejercicio en exceso para quemar todas las calorías que consumía. En un momento dado, pasó hambre durante seis semanas y durante más de tres semanas, no bebió nada de agua.

(Cortesía: Nicola King)

En el peor de los casos, el peso de Nicola bajó a un sorprendente peso aproximadamente 25 kilos y comenzó a sufrir serios problemas de salud.

Fue admitida en la unidad de cuidados intensivos del Hospital en Southampton, donde pasó 18 meses en varios planes de tratamiento. Su hermoso cabello rubio comenzó a caerse, sus períodos se detuvieron y sus órganos vitales comenzaron a apagarse.

“Mi cuerpo estaba empezando a apagarse. En dos ocasiones, los médicos les dijeron a mis padres que se despidieran. Dijeron que no iba a vivir”, explicó Nicola.

“La enfermedad era tan fuerte que estaban tratando de alimentarme por sonda y yo tenía cables, pero seguí arrancándolos todos. Quería morir y me sentí físicamente muerta”.

(Cortesía: Nicola King)

Aunque ella era casi solo piel y huesos, Nicola sobrevivió milagrosamente en tres semanas de estar fuertemente sedada y alimentada a través de un tubo. Luego, seis meses después, finalmente fue dada de alta del hospital.

Nicola solo necesitaba alejarse por un tiempo para despejar su mente. Viajó a México, Estados Unidos y Grecia, antes de trasladarse a Cornualles y luego a Irlanda.

Después de superar su trastorno, Nicola decidió cambiar su vida. Comenzó a comer una dieta saludable e ir al gimnasio. Fue allí, en el gimnasio, donde encontró un nuevo interés en la vida.

Pronto se convirtió en una fanática del fitness y se interesó en el fisicoculturismo y después de solo 18 meses de entrenamiento, su determinación valió la pena. Aún más sorprendente, compitió en el campeonato de Fisiculturismo Pure Elite UK de 2017, donde fue coronada a la edad de 24 años como campeona en la mejor categoría de transformación corporal.

(Cortesía: Nicola King)

“Fue un camino muy largo desde entonces, pero por primera vez, estoy orgullosa de mí. Nunca pensé que llegaría a este punto. Ni siquiera pensé que seguiría aquí. Es surrealista haber llegado tan lejos, es abrumador”.

Mirando hacia atrás, Nicola recordó: “Siempre quise ser más delgada o tener una figura o talla diferente en la escuela. Me comparaba con los demás y me fijaba en lo que veía en el espejo. La enfermedad se fue metiendo lentamente en mi cabeza. Comencé con chocolate y luego seguí cortando la comida y las calorías hasta que no comía nada en absoluto”.

Actualmente, Nicola trabaja en Stannah Stairlifts. En octubre de 2018, Nicola publicó un artículo de la revista Now en Instagram con su increíble transformación y escribió: “Mi interés en luchar contra esta recaída ahora es una combinación de verme y sentirme bien, pero la prioridad para mí, después de todo lo que pasé, es sentirme feliz y contenta con lo que soy y con lo que hago y tener una relación más saludable con la comida y con la vida en general, sin sentirme culpable y sin ningún tipo de control”.

(Cortesía: Nicola King)

En otra publicación del 19 de febrero, Nicola compartió, “transformación desde 2012 – 2017 otros 2 años más y soy una Nicola que ni siquiera en 2017 lo habría imaginado”.

Esperamos que Nicola se sienta más realizada y decidida a vivir una buena vida.

Es doloroso ver cuán vulnerables son los jóvenes y cómo a menudo se alejan de lo que es realmente bueno para ellos en la vida debido a las presiones poco saludables y a las tendencias de la sociedad moderna, parece que a veces no hay manera de escapar de ello.

Es muy importante fortalecer nuestros vínculos con aquellos a los que amamos y cuidamos fomentando una sana fuerza interior en las generaciones más jóvenes, ¡Por desgracia, a menudo es más fácil decirlo que hacerlo!

Mira el video a continuación:


La historia de Amy Yu: una verdadera historia de dificultad y resiliencia que te hará emocionar hasta las lágrimas

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

 
ARTÍCULOS RECOMENDADOS