Oyen sonidos que vienen de una tubería vietnamita. Cuando perforan el concreto, se pone interesante

Por La Gran Época

Este padre y su hijo estaban caminando a casa un día en Haiphong, Vietnam, cuando escucharon débiles ladridos provenientes del subsuelo. Al mirar más de cerca, descubrieron que un cachorro se había quedado atrapado dentro de una tubería de agua al entrar curiosamente.

Al darse cuenta de que el cachorro pronto moriría de hambre o de agotamiento por el sofocante calor, rápidamente agarraron sus herramientas eléctricas y se pusieron a trabajar.

Después de perforar un agujero a través del concreto para tener un acceso más rápido al cachorro, uno de ellos se mete la mano para sacar al perro y en el momento en que la pequeña criatura saca la cabeza, ¡es muy adorable mirarlo!

Con los ladridos suaves enterrados bajo el concreto sólido, el hecho de que escucharon algo en absoluto es un milagro. Después de tres días dentro de la tubería sin comida ni agua, nos sentimos aliviados de que estos hombres no dejaron al pobre animal ladrando solo.

Fuente: ©Captura de vídeo | Newsflare

 
ARTÍCULOS RECOMENDADOS