Medio ambiente

Animales transparentes que, aunque no lo creamos, existen

Animales transparentes que, aunque no lo creamos, existen
Animales transparentes que, aunque no lo creas, existen (foto Hipertextual)

Imaginemos un mundo vacío, sin suelo, ni piedras, ni árboles, donde flotamos sin poder escondernos de las bestias que nos acechan. En ese mundo inhóspito, la luz es lo único que nos salva de ser devorados, como les pasa una serie de Animales transparentes.

Esto es lo que le ocurre a muchas especies marinas, que llevan milenios jugando con ella con la única recompensa de sobrevivir. El resultado es una serie de especies visualmente maravillosas capaces de algo sorprendente: ser animales transparentes.

Pero esta propiedad no es única de los animales marinos. También existen animales transparentes, en parte o por completo, sobre las aguas. Os presentamos algunos de estos animales y os contamos por qué son como son.

El escarabajo caparazón de tortuga

animales transparentes

Esta especie (Charidotella sexpunctata), así como muchas otras del género Charidotella, cuentan con una propiedad muy especial: un caparazón transparente. Pero no completamente invisible.

Este caparazón duro deja entrever algunos vistosos colores. ¿Para qué? Para alertar a los posibles predadores. En otras especies, el caparazón transparente sirve para ayudar al escarabajo a camuflarse como si fuera una mancha del vegetal.

El color en este género cambia varias veces en la vida del escarabajo: bien en la época de reproducción, bien cuando estos animales se estresan. El mecanismo todavía no ha sido bien estudiado pero podría ayudar a estos escarabajos a comunicarse entre sí y alertar a otros animales.

El pepino transparente

animales transparentes

Cuando hablamos de pepinos, en esta ocasión nos referimos a los pepinos de mar, por supuesto. Las holoturias son una clase muy prolífica en los mares, a pesar de su aparente pasividad.

Si ya de por sí, estos animales son extraños, el género Enypniastes lo es aún más. Los Enypniastes viven en lo profundo de los mares y, al contrario que muchos de sus primos, han desarrollado la capacidad de nadar arriba y abajo, para filtrar las aguas de las que se alimentan.

Pero, por si esto no fuera poco, los Enypniastes son transparentes, algo que juega mucho a su favor en mitad de un océano de oscuridad sempiterna.

A través de su piel podemos ver el interior de su tubo digestivo, así como la boca y el ano de este animal, especialmente cuando son larvas.

La casi-babosa translúcida

animales transparentes

Gaeotis es un género a caballo entre las babosas y los caracoles. Las “semi-babosas” poseen conchas vestigiales, demasiado pequeñas para que los animales se retraigan en ellas.

A cambio, este género ha desarrollado otra estrategia: volverse translúcida para confundirse con las hojas en las que vive.

Gaeotis es endémica de Puerto Rico, en cuyas laderas sobrevive con su pequeña concha bajo la piel, camuflándose entre la fronda.

El ángel de mar

animales transparentes

Flotando a través de las aguas, mientras filtra las partículas orgánicas a su alrededor, el pequeño ángel de mar mueve sus aletas como si fueran alas.

En realidad, Clione limacina es un molusco gasterópodo, un primo lejano de los caracoles. Su elegante cuerpo transparente le permite pasar desapercibido.

Y a nosotros nos permite apreciar sus ganglios cerebrales (en la cabeza) y el resto de su sistema digestivo, dejando poco a la imaginación.

Las hormigas faraón

animales transparentes

A pesar de lo engañoso de su nombre, las hormigas faraón, Monomorium pharaonis son animales cosmopolitas, presentes en casi todas las partes del mundo.

Son especialmente prolíficas en áreas urbanas y conviven con los seres humanos allá donde están. Las hormigas faraón, como muchas otras, pueden “beber” líquidos azucarados para llevarlos y usarlos en su colmena.

Si a este hecho le añadimos que su pequeño cuerpo es translúcido podemos conseguir bonitas imágenes llenas de color.

El pez cabeza transparente

animales transparentes

Macropinna microstoma es especial no sólo porque su cabeza es transparente. Sino porque utiliza esta ventaja para ver en todas las direcciones.

Es tremendamente difícil sorprender a este pez por esta razón. Posee unos ojos tubulares especiales capaces de moverse en todas direcciones y que se encuentran dentro del cráneo. La cabeza contrasta con el resto de su cuerpo que sí es opaco.

La mariposa de cristal

animales transparentes

La preciosa mariposa de cristal, o Greta oto, parece que posee agujeros en sus alas. Pero no. Son delicadas estructuras “aéreas” las que soportan el tejido de esta mariposa.

Estructuras firmes pero a la vez increíblemente livianas. Algo necesario y muy común en todos los insectos voladores, que han de aprovechar al máximo los tejidos firmes y ligeros.

La nuez de mar

animales transparentes

La gran mayoría de ctenóforos son transparentes. Este filo se parece muchísimo al de las medusas, pero no son iguales. Y entre todos, Mnemiopsis leidyi es una de las especies más bellas.

Su cuerpo transparente deja entrever sus ropalias y tentáculos, así como sus colores debidos al reflejo de la luz.

La rana transparente

animales transparentes

La pequeña Hyperolius leucotaenius está en peligro de extinción debido a la pérdida de su hábitat natural. Este incluye pantanos, marismas de agua dulce y corrientes intermitentes. Su tamaño y su piel ayudan a que el cuerpo de esta rana sea transparente.

Esta rana fue descrita como extinta tiempo atrás, aunque investigaciones posteriores volvieron a encontrarla sobreviviendo en la República del Congo.

Esta especie no ha de confundirse con las ranas de cristal, del género Centrolenidae que también tienen un cuerpo transparente y viven en Centroamérica.

Los calamares de cristal

Cranchiidae_sp

Los cránquidos son un conjunto de especies de cefalópodos conocidos también como calamares de cristal. Estos animales transparentes, al contrario que otros de sus primos, juegan con la transparencia en vez de con los cambios de color.

Los cefalópodos son auténticos maestros en técnicas visuales para caza y evasión. Los calamares de cristal son un buen ejemplo de ello. Y además, nos permiten ver fácilmente cómo son por dentro.

Artículo original aquí

Si te gustó el artículo…

…puedes colaborar para que podamos seguir publicando. Cada vez más gente prefiere leer La Gran Época, un periodismo independiente, sin censura y comprometido con la verdad. Sin embargo financiar un medio de comunicación es cada vez más difícil y no queremos implementar un muro de pago para poder solventarnos. Queremos mantener todos nuestros contenidos libres y llegar a mucha más gente, porque creemos que todos deben tener acceso a la verdad y tú nos puedes ayudar a lograrlo.

Te recomendamos
En Foco