“Tengo el botón nuclear sobre mi escritorio”, amenaza Kim en Año Nuevo

“El botón nuclear está siempre sobre mi escitorio”, afirmó Kim Jong-un, líder del régimen comunista en Corea del Norte durante su mensaje de Año Nuevo difundido por la televisión.

“Los EE. UU., deben saber que todo su territorio está dentro del alcance de nuestros ataques nucleares y un ‘botón nuclear’ está colocado siempre en el escritorio de mi oficina”, afirmó Kim, según la agencia Yonhap.

Vestido de traje y corbata, el líder, quien representa una de las más cuestionadas y represivas dictaduras del mundo, aseguró que: “esto es una realidad, no una amenaza”.

”Logramos el objetivo de completar nuestra fuerza nuclear en 2017”, dijo.

Pese a los avances en la carrera armamentista, algunos analistas dudan que sus palabras sean realidad.

Un oficial militar de Corea del Sur, quien no dio su nombre, declaró a Yonhap el 1 de enero que: “el Norte mostró una fuerte voluntad de poner sus armas nucleares en un despliegue operacional al mencionar un botón nuclear”.

“Se espera que el país se enfoque en el avance de un misil de largo alcance con punta nuclear, y  que podría llevar a cabo pruebas de armas, luego de tomar en cuenta las situaciones”, dijo el oficial.

Por su parte Robert Manning, miembro del equipo de expertos del Consejo del Atlántico en Washington; contrariamente a las afirmaciones del Norte, asegura que el régimen aún no ha logrado la capacidad de atacar en Estados Unidos con un misil balístico de punta nuclear.

“Están, en mi opinión, a probablemente dos o tres años al menos, de tener un ICBM (misil intercontinental) confiable y operativo que pueda enviar un arma nuclear a Estados Unidos continental”, señaló en una reciente entrevista escrita.

“Kim no ha demostrado la capacidad de disparar un ICBM pero tiene un sistema de orientación que funciona”, agregó Manning.

El 29 de noviembre luego del lanzamiento de Corea del Norte del nuevo misil intercontinental ICBM, llamado Hwasong-15; el régimen de Kim declaró que ha completado su “fuerza nuclear estatal”.

 

Foto: El misil balístico intercontinental Hwasong-14 durante su prueba en esta foto sin fecha publicada por la Agencia de Noticias Coreana Central de Corea del Norte (KCNA) en Pyongyang, Corea del Norte el 5 de julio de 2017.

Para Año Nuevo, una carta del Comité del régimen comunista publicada por la agencia KCNA, destacó que con sus armas nucleares , “la posición estratégica de Corea del Norte se colocó en las filas de poderes para dirigir la tendencia política internacional”.

Foto: En opiniones previas de Kim Jong-un, gracias al desarrollo de su programa nuclear y de misiles, está aumentando la influencia de su país sobre los acontecimientos mundiales. (Crédito de KNS/AFP/Getty Images)

El régimen reveló cuáles son sus aspiraciones, y atacó a occidente señalando que el año pasado se frustraron todas las feroces “resoluciones de sanciones” contra la república, que buscaban impedir éste desarrollo.

Liderados por Estados Unidos, Naciones Unidas impuso sanciones a Corea del Norte para evitar que tenga fuentes de ingreso y de esta manera detener su desarrollo en armas.

China, principal aliado de Corea del Norte, respaldó la resolución de Naciones Unidas.

Cuando se le pidió al presidente de EE.UU. Donald Trump un comentario de las últimas declaraciones de Kim, dijo tan sólo: “Veremos, veremos”, informó Huffington Post.

Foto: Juegos Olímpicos Invernales de Seul (Oasport)

Juegos invernales de Corea del Sur

En el mensaje televisado, Kim además dijo que podría enviar una delegación a las Olimpíadas Invernales que se juegan en Seul entre el 9 y 24 de febrero de 2018.

Dijo que está dispuesto a conversar con Seúl al respecto.  Sin embargo lo hizo junto con dejar en claro que su país no abandonará sus programas nucleares y misilísticos, diciendo que siempre tendrá el “botón nuclear” al alcance de su mano.

Yoo Ui-dong, representante del partido menor conservador Bareun, dijo a la agencia Yonhap que la propuesta de Kim para las conversaciones era dudosa, ya que también enfatizaba la “superioridad de su desarrollo nuclear”.

“La propuesta de conversaciones no será el último recurso del Norte para comprar tiempo”, dijo.

A su vez Chang Je-won, del partido opositor Liberty Korea, dijo que Kim no dudó en “mantener como rehén a todo el mundo con sus amenazas nucleares, mientras que al mismo tiempo habla de paz a través de conversaciones intercoreanas y les desea lo mejor para los Juegos en PyeongChang “.

El Partido Demócrata gobernante dijo que sus comentarios son una señal positiva, de que al menos desea el éxito de los Juegos Olímpicos de Invierno.

 
ARTÍCULOS RECOMENDADOS